Los sistemas avanzados de asistencia al conductor están disponibles en varios modelos de vehículos actuales. Están diseñados para ayudar a los conductores en el manejo y así aumentar la seguridad vial. Además, mejoran y allanan el camino en lo que respecta la conducción autónoma.

Para saber más sobre ellos, no te pierdas el siguiente artículo que tenemos en Mundo GM para ti.

¿Qué son los sistemas de asistencia de manejo?

Los sistemas avanzados de asistencia al conductor son ayudas electrónicas diseñadas para ofrecer apoyo al conductor en determinadas situaciones. Incluso, en algunos casos, pueden llegar a asumir las mismas tareas. Están destinados principalmente a aumentar la seguridad y la comodidad, así como a mejorar la eficiencia. 

Estos sistemas utilizan sensores ultrasónicos, de radar, o de video para monitorear el área circundante en relación con los datos del vehículo, como la velocidad o la aceleración. En situaciones críticas, dichos sistemas avisan al conductor con una señal visual, acústica o háptica, y proporcionan una asistencia específica o intervienen automáticamente si es necesario para evitar un accidente o minimizar las consecuencias. 

La gama de sistemas es bastante amplia: existen sistemas de asistencia relativamente sencillos como los que te ayudan a estacionar, pero también mucho más complejos.

Categorías de los sistemas de asistencia al conductor

categorias-sistemas-asistencia-conductorLos sistemas de asistencia al conductor pueden dividirse en distintos niveles:

  • – El nivel 0 significa ausencia de automatización. Es decir, el conductor humano controla el vehículo, mientras que el sistema de asistencia al conductor solo brinda soporte a través de señales acústicas, como la asistencia para el estacionamiento o el sistema de advertencia de puntos ciegos.
  • – El nivel 1 ya describe las primeras funciones de apoyo. El conductor cuenta con un apoyo activo al girar, acelerar o frenar. Algunos ejemplos son la advertencia de cambio de carril o un asistente de velocidad adaptable con control de distancia.
  • – El nivel 2 vincula la intervención del volante con el control de crucero. Los sistemas de esta clase pueden acelerar o frenar un vehículo y mantenerlo en la pista al mismo tiempo.

En los niveles 3 a 5 son muchísimo más avanzados y en ellos, los sistemas del vehículo monitorean todo lo relacionado con el medio ambiente. Los conductores pueden alejarse de la tarea de conducir y; por ejemplo, pueden leer, dormir o mirar televisión.

  • – El nivel 3 lo cumple un sistema cuando toma completamente el control del vehículo en una situación limitada. 
  • – El nivel 4 es para vehículos altamente automatizados. Ya no es necesaria la intervención de los ocupantes. Sin embargo, los vehículos de esta categoría todavía tienen pedales y un volante que se puede usar para conducir manualmente si se desea.
  • – El nivel 5 es idéntico al nivel 4 en términos del sistema, pero los vehículos de esta categoría ya no tienen volante ni pedales. Por lo tanto, el vehículo debe poder conducir de forma autónoma en cualquier lugar de la carretera.

También te interesará: 7 razones por las que necesitas un auto compacto

¿Cómo se estructuran los sistemas de asistencia al conductor?

En general, un sistema de asistencia al conductor requiere diferentes sensores y un sistema de control electrónico que evalúa los datos del sensor. Gracias a ellos, se puede enviar señales de control para advertir al conductor sobre un cambio o problema y así intervenir activamente en el sistema del vehículo.

En sistemas más complejos, algún actuador puede intervenir directamente en el sistema de control del vehículo. Por ejemplo, el sistema de asistencia automática de frenado de emergencia (AEB) detecta obstáculos e inicia automáticamente el frenado de emergencia si el conductor no reacciona a tiempo.

¿Cuáles son los sistemas de asistencia al conductor más comunes?

sistemas-asistencia-conductor-comunes

  • – Sistemas de frenado de emergencia. Los sistemas de frenado de emergencia sirven para ayudar a evitar colisiones, debido a que pueden detectar la proximidad crítica a los vehículos en movimiento o estacionados que se encuentran delante, además de a los peatones. Con esa información, preparan el sistema de frenos para un posible frenado de emergencia.
  • – Asistencia de cambio de carril. El asistente de cambio de carril es capaz de prevenir situaciones peligrosas al cambiar de carril y reducir así el riesgo de accidentes. Se basa en sensores en la parte trasera del vehículo que monitorean constantemente los laterales y puntos ciegos. Advierten al conductor de posibles vehículos cerca en caso planee cambiar de carril.
  • – Sistemas de ayuda de estacionamiento. Las ayudas al estacionamiento son sistemas avanzados de asistencia al conductor diseñados para facilitar el estacionamiento. Estos sistemas controlan un área de aproximadamente 20 a 250 cm por delante y por detrás del vehículo y advierten al conductor sobre cualquier obstáculo. La mayoría de ellos están equipados de sensores y cámaras de retroceso.
  • – Sistema de frenos antibloqueo (ABS). Es una característica estándar de muchos vehículos modernos. Los sensores de velocidad de las ruedas detectan la velocidad de los neumáticos y envían esta información a la unidad de control del ABS en forma de una señal eléctrica. La unidad de control del ABS utiliza estos datos para detectar el bloqueo de ruedas individuales durante el frenado de emergencia y tomar medidas compensatorias para estabilizar el vehículo. 
  • – Control electrónico de estabilidad. Se refieren a los sistemas de asistencia al conductor que evitan el derrape mediante la realización de intervenciones de freno específicas en ruedas individuales e intervenciones en el sistema de control del motor.

Si deseas más información sobre nuestros autos, camionetas, camiones, o cualquiera de nuestros vehículos nuevos o usados, comunícate con nosotros y te responderemos a la brevedad. 

¿Qué te parecio este artículo?

Click para calificar

Promedio de calificación 0 / 5. Calificaciones totales 0

¡Hasta ahora no hay votos! Sea el primero en calificar esta publicación.